La CDMX, La Capital del Diseño, albergará uno de los eventos creativos más importantes del mundo.

El diseño está presente en nuestro día a día. Hay algo de él en la calle que recorremos, en el transporte que usamos, en el sitio donde vivimos. Como un compañero invisible, convivimos las 24 horas con él. Conscientes de ello, la World Design Organization (WDO) inició en 2008 un proyecto que reconoce el potencial en materia de diseño que tienen las ciudades, el corazón de un país. 

De acuerdo con Graciela Kasep, Directora de programación de World Design Capital 2018, el proyecto fija su atención en las ciudades que aplican el diseño para solucionar distintos problemas de sus habitantes, del espacio público, de movilidad, de sustentabilidad y de todo aquello que involucra la vida en una urbe. 

En 2015, gracias a la promoción del gobierno de la CDMX y de Design Week, evento que promueve lo mejor del diseño nacional, la WDO (fundada en 1957), nombró a la Ciudad de México como la Capital Mundial del Diseño 2018, la primera metrópoli de América Latina en recibir esta distinción.  

Durante un año –planeado de febrero a octubre– y bajo el eje Diseño socialmente responsable, World Design Capital 2018 contará con tres ejes y una agenda paralela para reunir todos los esfuerzos de distintas disciplinas y fortalecerse así como una comunidad en México:


  1. Eventos académicos y de políticas públicas internacionales y nacionales de diseño. 
  2. Programa local para la CDMX. Bloques académicos en alianza con universidades para centrarse en una parte fundamental: los estudiantes de diseño. 
  3. Exposiciones. En alianza con distintos museos de la CDMX.


Aunque la agenda de World Design Capital 2018 sigue en construcción, sus objetivos ya generan expectativas: “Queremos recorrer diferentes niveles: políticas públicas, ciudadanos, académicos, profesionales, para que el diseño se perciba más allá de la fabricación de un objeto. Estamos acostumbrados a pensar que el diseño sólo es la creación de cosas bellas cargadas de una noción de estatus”, comentó Kasep. 

Dirigido a distintos públicos, este evento busca sensibilizar a la gente y reflexionar sobre el diseño como “una herramienta para repensar nuestro presente y planear a futuro”, la cual entienda que la ciudad es un organismo cambiante que debe adecuarse a las necesidades de sus habitantes.

Con esta asignación, la CDMX sigue posicionándose como un espacio de diálogo a nivel mundial: “El gobierno de la ciudad ha abierto totalmente las puertas a este proyecto y ha entendido su pertinencia”, algo fundamental si se piensa, como Kasep: “El diseño no actúa de manera aislada, necesita de otros agentes a su alrededor. La noción de trabajo comunitario y procesos de colaboración son fundamentales en el desarrollo actual de la ciudad”. 

Fotografía: cortesía de Design Week México

Así que ya lo sabes. Prepárate para el 2018, pues la CDMX, “La Capital del Diseño”, albergará uno de los eventos creativos más importantes del mundo. Quédate atento y visita www.wdccdmx2018.com